SE VIENEN MÁS AUMENTOS EN EL PRECIO DE LA CARNE

El alza de las tarifas y del dólar se trasladará a las carnicerías en los próximos meses.

Con un aumento de las tarifas eléctricas en promedio del 30% y un dólar cerca de los $43, la distribución de la cadena cárnica se prepara para hacer ajustes a la materia prima que llega las carnicerías, luego de un aumento del 15% en el precio de la carne en febrero respecto de enero.

Fuentes del sector anticiparon que cada vez cuesta más mover un camión no sólo por el alza del gasoil, que está atado al dólar, sino también por el alto costo del salario, que tendrá en breve una nueva corrección una vez cerradas las paritarias.

Esto significa que la media res podrá llegar a las carnicerías con una suba del 20%, pasando de los $150 por kilo actuales a 180 pesos. El alza se dará en un contexto de calma en el Mercado de Liniers, donde lentamente se va acomodando el ingreso de la hacienda, pese a que algunos consignatarios insisten que el kilo vivo sigue retrasado.

 

El último trabajo del Instituto de Promoción de la Carne Vacuna Argentina (Ipcva) señaló que sobre una muestra de 200 negocios, el precio de la carne vacuna en las carnicerías (que componen el 73% del sondeo) registró un incremento del 17,4%, con respecto al mes anterior, y un aumento del 74% contra febrero de 2018.

Por otro lado, en los supermercados, que abarcan el 27% restante, el precio promedio de la carne mostró subas moderadas, del 6,8% en relación al mes anterior, y exhibió un incremento del 49,3% en la comparación interanual.