Merlo, Buenos Aires
19°
cielo claro
Martes, diciembre 12
5m/s
72%
31 18
Mie
31°
Jue
29°
Vie
37°
Sab
39°
Dom
32°

LA ECONOMÍA DEL DOMINGO

prima

LA PRIMAVERA, LA ECONOMÍA Y LOS ECONOMISTAS

En esta época del año nos invade un profundo sentimiento que podríamos definir como ¿alegría?

Con esta nueva estación y el cambio de hora, los días empiezan a ser más largos y por lo tanto hay más horas de luz. Este aumento de luminosidad y de temperatura, así como el cambio de clima, produce cambios en la naturaleza (floración, polinización, etc) en los animales y también en los seres humanos.

Seguramente los cambios hormonales, responsables en mayor o menor medida de los mecanismos de motivación, satisfacción, del sueño o bien de la depresión, podrán encontrarnos más contentos, activos, eufóricos, agresivos o incluso más tristes o cansados, ya que la producción de estas hormonas no será la misma en todas las personas y, por lo tanto, no incidirá de la misma forma en todo el mundo.

Pero, ¿qué tiene que ver todo esto con la economía?

Es mi intención demostrar, que también algunos economistas, al analizar los procesos económicos argentinos, se inspiran en esta estación primaveral, para sacar sus dotes poéticas, no exentas de humor y transmitir a sus lectores ese estado de esperanza y cambio que se produce

Entonces podemos afirmar que sí, que “la primavera la sangre altera”… y ¡de qué forma! Algunos ejemplos de ello en Argentina:

El economista Dante Sica de la consultora Abeceb, en un programa de radio La Red, en el programa de Luis Majul del 3/3/2017, expuso una mirada optimista pero moderada: “Hoy nuestra económia es un sol de primavera, calienta pero no quema”.

El diario Perfil del 12/5/2017, titulaba

“Primavera light de Macri: habrá crecimiento suave hasta las elecciones.

Tras el rebote de marzo y abril, analistas prevén que la expansión tendrá pico en octubre. El campo y la obra pública vuelan, pero la industria apenas tocó piso. El consumo no despega”.

En El cronista comercial 12/9/2017 se lee

“¿Arrancó la primavera económica? Cómo es la evolución de cada sector

La temperatura sube y distintos índices económicos comienzan a aflorar mostrando signos de recuperación. Qué rubros serían los más beneficiados en la última parte del año.

La primavera arrancó y en algunos sectores de la economía comienzan a vislumbrarse signos de recuperación. Al ritmo del aumento de las temperaturas algunos datos acrecientan el optimismo que no había durante el primer semestre”.

Esta verborragia alentadora, no siempre provoca los resultados esperados. El año pasado, en el diario Ámbito Financiero, el 21/10/2016 se publicaba un artículo de opinión de Damián di Pace:

“Primavera: ¿florece o se marchita la economía?

El dato más alentador de la estación de la primavera es la desaceleración de la inflación, que iría al orden del 1,5% mensual.

Las expectativas de recuperación de la economía fueron pasando de estación a estación con la esperanza de que los famosos brotes verdes comenzaran a germinar en la primavera. Si el cuadro macroeconómico fuese una margarita y cada uno de sus pétalos, un indicador, podríamos decir que uno tendría una inflación del 40% interanual, otro, una caída del producto bruto interno del 1,5%, otro, un déficit fiscal del 6,6% y otro, un leve superávit de la balanza comercial, donde las importaciones crecieron pero aún no para superar a las exportaciones”.

Como conclusión de lo expuesto, podríamos afirmar que, al igual que las promesas de los enamorados en primavera, no tenemos que creer tanto en los pronósticos primaverales de los economistas y sobre todo en Argentina antes de una elección legislativa.

Finalmente un texto basado en la tira cómica Mafalda, del gran humorista gráfico Quino, que cierra maravillosamente este artículo sobre la relación entre primavera y economía:

“Detrás de una enorme caja con dos docenas de paquetes de fideos que carga en sus brazos, Manolito camina por el almacén de su papá. A grandes pasos, avanzan también sus pensamientos: “¡¡Primavera!! ¡Como si la primavera cambiara la situación!”, se queja su voz interior. Por la mente del niño con los pelos como un cepillo, desfilan esas frases que con la llegada de cada 21 de septiembre, nunca falta quien diga, como eso de que la primavera es la estación más alegre… “¡Como si el déficit se arreglara con carcajadas!”, refuta el amigo de Mafalda. “¡Como si la inflación se frenara con margaritas!”, se lamenta al recordar a quienes celebran que haya flores por doquier. En otra viñeta, Manolito se detiene y acomoda latas, mientras que a sus pensamientos acude la idea de que en la primavera llegan golondrinas desde lejanos países. “¡¡Como si la balanza de pagos se nivelara con pajaritos importados!!”, se indigna.

 

JORGE VILARRASA (ECONOMISTA)

1 Comment on "LA ECONOMÍA DEL DOMINGO"

  1. Carlos Pacuá | 18 septiembre, 2017 en 13:53 |

    muy buenas analogías Jorge. Como sea, la primavera ya no es lo que era. Saludos

Los comentarios están cerrados.